27 mar. 2014

GALLETAS DE CANELA, O SNICKERDOODLES

El nombre original de estas galletas es snickerdoodles, se las trae el nombrecito, y la traducción que he encontrado no me convence así que he optado por galletas de canela por que lo son, je je je. Crujientes por fuera y blanditas en su interior resultan un bocado perfecto para acompañar un té, un café o una copita de licor de membrillo, como ha sido nuestro caso hoy.

La receta la he cogido de unas fichas de repostería que recibí la semana pasada y que supongo... la gran mayoría de vosotros habrá visto por la red.

Bueno ya no me enrollo más, aquí tenéis las instrucciones.
Con esta cantidad me han salido 40 unidades.





Ingredientes:

  • Un huevo
  • 150 grs de de azúcar
  • 180 grs de harina
  • Una cucharadita de levadura
  • Un cuarto de cucharadita de sal
  • Media cucharadita de esencia de vainilla.
  • 115 gris de mantequilla a temperatura ambiente
Preparación:
  •  En un bol ponemos la mantequilla con el azúcar y batimos con las varillas hasta que la mezcla blanquee.
  •  Añadimos la vainilla y el huevo y seguimos batiendo.
  •  Sin dejar de batir vamos incorporando la harina ( que habremos mezclado con la levadura y la sal) hasta que este la masa suave y lisa.
  • Cubrimos el bol con film y refrigeramos una hora ( yo tenia prisa así que use el congelador unos 20 minutos)
  •  En un plato hondo ponemos 4 cucharadas de azúcar con una de canela y lo mezclamos
  • Ponemos el horno a 190°
  • Sacamos la masa del frigo
  • Hacemos con la masa bolitas del tamaño de un huevo de codorniz y rebozamos en el azúcar con canela.
  •  Ponemos las bolitas en la bandeja de horno cubierta con albal o papel de hornear, hay que dejar espacio entre una y otra por que se abren mucho, y horneamos unos 10 minutos.
  • Dejar enfriar completamente en una rejilla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario